Carta abierta a los compañerxs.

Resultado de imagen para luis fernando bárcenas castilloNota: La utilización de la palabra prisión en este texto, se refiere a todos los entornos artificiales en los que se nos domestica para insertarnos por la fuerza en el sistema de producción capitalista; esto como una contribución para profundizar en la reflexión de todos los seres vivos a manos de las potencias económicas y el proyecto tecnológico…

Compas los saludo con amor insurrecto para hacerles llegar estas palabras de guerra, saludando también los días venideros de la insurrección, porque las ideas florecen en los campos como flores que no debemos dejar de cultivar…

No sabemos si existirá una victoria, pero lo que sí sabemos es que no ocuparán nuestros sueños y nuestras vidas…

El único momento realmente libre es cuando peleamos por la libertad, porque preferimos morir antes que aceptar esta forma de vida y sin darnos cuenta, ya somos libres, porque nada ocupa nuestras mentes sino el único deseo de incendiar la realidad…

¿Pero qué se esconde detrás de esa guerra destructora, de la oscuridad sombría del espíritu humano? ¿No son acaso el reflejo y la manifestación poética de seres reapropiándose de sus vidas e influyendo de manera activa en la organización de la vida diaria?

Si cada individuo jactase de su “libertad”, se diera cuenta de su condición sería el principio de la última guerra, nuestra última oportunidad.

He aprendido que es durante el transcurso de la vida diaria de los pueblos, que se plasman los postulados de una fuerza real, capaz de oponerse y negar el capitalismo.

Son simples articulaciones de ideas y acciones; no queremos ser apetecibles para las modernas masas consumidoras, es por eso, que creo que puede existir solamente una forma real de autoorganización entre la gente más golpeada y marginada, en quienes diariamente viven en guerra impulsados por el instinto y el sentimiento, más que por la razón…

Ya que, una conciencia virgen y más salvaje, no tan manipulada por los sistemas educativos; es siempre más propicia para brindarle una orientación anárquica…

A demás de que su instinto lo intuye, se sienten impulsadxs hacia la desobediencia, es sólo provocar el “chispazo” para encender la llamarada…

Pero generalmente, para hacer reflexionar, a un presx, por ejemplo, nos encontramos, con que no bastan las simples palabras porque es alguien que vive cotidianamente en la guerra y que conoce los escenarios incluso mucho mejores que nosotrxs y eso no sucede con palabras, si no con acciones y actitudes reales, coherentes con lo que pensamos y decimos.

Muchos cuestionan las “tácticas” o los “métodos” como si se tratase de una competencia y con ello no digo que haya que aislarse y evitar la crítica consciente, sino todo lo contrario; el único problema es que arrastramos las influencias burguesas, como un grillete en el cuello que históricamente han permeado las formas organizativas que quienes se nombran libertarios…

Radicalmente opuesto, pienso que no es necesario razonar todxs los aspectos de la vida, la revolución social se construye cotidianamente, sin manuales, ni dogmas, tanto en la convivencia social, como en las sombras y no porque así tenga que ser por decreto revolucionario, sino porque la palabra revolución significa para mí y sé que también para muchxs otrxs; tomar parte activa en esta guerra, pero siempre a nuestra manera y por eso mismo es que no podemos seguir cerrando los ojos ante ninguna doctrina, ideología científica o religiosa, puesto que el aprendizaje y el conocimiento se adquieren en las trincheras populares, en la experimentación en la confusión, en la espontaneidad, en la confusión, no queremos estándares ni metas fijas, puesto que sería nuestra propia condena a la ignorancia y a la esclavitud…

El problema de las grandes civilizaciones que hasta ahora han existido, es que todas han basado su visión del mundo sobre ciencias exactas y cuantificables….

El humano se siente tan angustiado ante la insignificancia de su existencia ante el abandono absoluto que es vivir bajo régimen carcelario en ciudades y cárceles; y por eso busca refugio y alivio tratando de dar un “orden” ficticio a la vida; se empeña en querer comprender todo y reducirlo a su mundo y a su tamaño, y si no enfocamos más en solamente disfrutar de la exquisita existencia  encontraremos alivia a todos los males generados en nostrxs por la domesticación de las civilizaciones, y podrían haberse evitado todas las guerras catástrofes que el humano ha traído a ésta  tierra al querer ingenuamente romper el orden natural de la vida…

Y es por eso que en esta guerra impuesta, en la que vivimos y sufrimos la esclavitud y la miseria a manos de unxs cuantxs q en nombre del capital se han arrogado el derecho de dirigir nuestra existencia aún no es tarde para darse cuenta de que los siglos de historia que nos preceden nos han enseñado que cualquier forma de gobierno es siempre la misma cosa; la justificación del derecho a restringir y a castigar para explotar….

Hasta que organismo vivo más primitivo sabe de manera instintiva que si no es capaz de adaptarse al entorno terminará por extinguirse; y la pregunta sería entonces ¿será capaz el humano de adaptarse a las condiciones de vida artificial que le impone el entorno tecno-industrial?

En la naturaleza salvaje y en nosotrxs mismxs existen los componentes que hacen posible la via tal como la conocemos y por eso mismo es absurdo que pensemos en poseer todos los recursos naturales y materiales que encontramos en nuestro entorno, es una visión colonial y antropocentrista de ver la vida y por lo tanto su reproducción llevará inminentemente a la edificación del principio de autoridad y de poder,  y como consecuencia a la esclavitud y la guerra…

Nuestra participación en la guerra debe ser por lo tanto radicalmente distinta al modo imperialista de guerra… no es la guerra por la guerra, no es la guerra por si misma sino nuestra salvaje defensa…

Esto es un llamado a la solidaridad revolucionaria contra la esclavitud y el exterminio que impone el saqueo económico… en norte américa, latino-américa, medio oriente, europa y todos los demás lugares que son alcanzados por la civilización, al interior de las prisiones mexicanas, sepan que nos prepararemos, pero eso lo seguirán demostrando las acciones…

En guerra con nuestros hermanos prisioneros, esclavos de Estados Unidos que se están levantando y coordinando una huelga nacional en las prisiones de norte américa para el 9 de septiembre del 2016 y con todxs lxs demás presxs y esclavxs en las prisiones exteriores…

Hasta que todxs seamos libres.

Fernando Bárcenas Castillo.

Esta entrada fue publicada en Noticias. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s