Aclaraciones de Héctor Aguilar Camín y respuestas de Roberto Garduño

Aclaraciones de Héctor Aguilar Camín

Agradeceré publicar esta aclaración en El Correo Ilustrado.

Afirma el reportero Roberto Garduño que varios autores e instituciones, entre ellos yo, “inventaron un enfrentamiento entre zapatistas y grupos armados para negar la existencia de paramilitares en Chiapas” (La Jornada,13/08/09) No inventé nada. El relato circunstanciado del ataque y la batalla de Acteal del 22 de diciembre de 1997, fue hecho por los mismos atacantes. Consta en los documentos que hice públicos en el sitio electrónico de Nexos cuando publiqué la tercera entrega de mi crónica de la matanza Acteal (El día señalado, Nexos, diciembre 2007). Crónicas y documentos pueden leerse ahora otra vez en www.nexos.com.mx.

Héctor Aguilar Camín

Respuesta del reportero

Héctor Aguilar Camín niega haber inventado una versión sobre la matanza de Acteal. Dice que su crónica toma como fuente lo dicho por los asesinos confesos. Sin embargo, oculta los múltiples testimonios de las víctimas y de sus familiares que se dieron al calor de los hechos y que fueron reafirmadas en múltiples diligencias.

Lo declarado por algunos de los asesinos confesos a los que Aguilar Camín recurre son versiones interesadas, ofrecidas mucho tiempo después de la matanza.

No está de más recordar que una de las fuentes favoritas del escritor, el defensor de los paramilitares Manuel Anzaldo, fue sancionado por las autoridades por rendir falso testimonio en el caso de Acteal.

Si el enfrentamiento del que habla Héctor Aguilar Camín de verdad sucedió, ¿por qué todas las víctimas son de un solo bando? Como han señalado diversos analistas, en Acteal hubo una masacre. Lo demás es fantasía.

Roberto Garduño

http://www.jornada.unam.mx/2009/08/14/index.php?section=correo

 

***

Nueva aclaración de Aguilar Camín

Agradeceré publicar esta aclaración en El Correo Ilustrado: al reportero Garduño no le gustan los documentos que ofrezco, pero lo que ofrezco son documentos, no opiniones. Es lo que usé: documentos de todas las fuentes disponibles, sin excluir ninguna, en mi crónica de Acteal. Dice Garduño que las declaraciones de los atacantes de Acteal son “versiones interesadas, ofrecidas mucho después de la matanza”. Si tuviera un mínimo conocimiento documental de lo que habla, sabría que la confesión de Lorenzo Pérez, uno de los atacantes, fue hecha desde su detención, en los últimos de diciembre de 1997. Esa confesión fue desestimada por los investigadores pero consta en el expediente desde entonces. Respecto de la versión al uso de la matanza, Garduño parece no haber tomado nota de que la Suprema Corte de Justicia ha descalificado la calidad de las pruebas testimoniales que la sustentan. Si algo queda claro de la historia de la masacre de Acteal es que hay que escribirla de nuevo. No creo tener la versión concluyente, ni mucho menos, pero sí una versión más completa de la que hay en la cabeza del reportero Garduño. Los documentos y la crónica que escribí pueden consultarse en www.nexos.com. Las fuentes de Garduño, no sé dónde.

Héctor Aguilar Camín

Respuesta del reportero

Héctor Aguilar Camín se va por las ramas. Escribí una nota en la que se da cuenta de cómo el debate sobre Acteal se reabrió a partir de un compromiso electoral de Felipe Calderón con Encuentro Social. La crónica de Aguilar Camín sobre la matanza fue escrita en ese contexto.

El escritor dice que no me gustan los documentos. Ese no es el asunto. Los documentos a los que él alude son el testimonio interesado de un asesino. Ciertamente en su escrito cita distintas fuentes, algunas apenas de paso, ignorando su sustancia, y otras como parte sustantiva de su alegato. Entre las primeras están las de las víctimas, con las que nunca habló. Entre las segundas se encuentran las opiniones de un asesor de Ernesto Zedillo y de un defensor de los paramilitares acusados por las autoridades de rendir falso testimonio.

Las fuentes documentales más sólidas y los análisis de la mayoría de los expertos establecen que en Acteal hubo una masacre perpetrada por paramilitares. Obviamente esa conclusión no le gusta al escritor. Sus razones tendrá.

Roberto Garduño, reportero

http://www.jornada.unam.mx/2009/08/15/index.php?section=correo

Esta entrada fue publicada en Acteal, cartas marcadas, Chiapas. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Aclaraciones de Héctor Aguilar Camín y respuestas de Roberto Garduño

  1. Pingback: El Chahuistle » Pedro Miguel: El neovirreinato

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s